venusbet

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Search in posts
Search in pages

FWU

Si piensas que Ahorrar es un dios de la mitología celta...

Web
Medio de Prensa: Expansión

Fecha de publicación

18/02/2023

Versión online o papel publicada por el medio en su página web o tirada nacional

Alexander Dirrheimer, Consejero y CCO de FWU, posando con el premio cfi

La situación actual de inflación disparada nos está cociendo a fuego lento, recalentando la economía con subidas constantes de los precios y de los combustibles, y provocando que el dinero que tenemos en el bolsillo para gastar valga mucho menos cada día.

Escuchaba el otro día a un economista de prestigio diciendo que los que mandan han decidido que, esta vez, salir de la crisis no duela. Los tipos, aunque elevados y subiendo, siguen siendo negativos en términos absolutos, muy por debajo de la inflación, y no parece que nos vayamos a encontrar un escenario parecido al de otras crisis previas, con tipos muy superiores a los actuales.
Por tanto, aunque duela menos, de esta crisis saldremos muy despacio. Así que vamos a tener que aprender a navegar en estas aguas revueltas por un largo periodo de tiempo.
No se me ocurre mejor manera de enfrentarme a una situación difícil que de la mano de alguien que sepa cómo hacerlo y, para este caso – al igual que cuando me duele algo voy al médico – ese alguien es un asesor financiero.
Quizás estemos acostumbrados a pensar en esta figura como en la de un gurú, con bola de cristal, que asesora a gente rica a tomar decisiones complicadísimas sobre cómo o dónde invertir esos millones. Es decir, una figura inaccesible para un ciudadano normal. Pero no es así: un asesor financiero es un profesional que se pone a nuestra disposición para evaluar nuestros ingresos, nuestros gastos y optimizar lo que podemos hacer con ello.
Muchas veces, cuando nos acercamos a un cliente y le preguntamos por su ahorro, la respuesta inmediata es ¿qué ahorro? Y eso viene provocado porque nunca se ha sentado con un asesor profesional para evaluar sus demandas y necesidades, sus ingresos y sus gastos, su capacidad de ahorro o sus objetivos financieros a corto, medio y largo plazo. Es, a fin de cuentas, como ir al médico. Adicionalmente, el sistema educativo español no está precisamente a la altura en materia de finanzas personales y eso no ayuda a tomar conciencia.

Y, entonces, ¿cómo nos puede ayudar un asesor financiero?

Siempre se ha dado la circunstancia de que el ahorro de los hogares españoles ha crecido con fuerza en periodos de recesión y, durante la COVID-19, éste se disparó hasta límites incluso superiores a los de 2008. Pero, como decía Margaret Thatcher, “la inflación es la madre del paro y la ladrona invisible de los que han ahorrado”. Efectivamente, hay un importante ahorro consolidado en los hogares españoles y, en la situación actual de inflación desbocada, cobrará una especial relevancia el poder obtener una rentabilidad adecuada que permita a los inversores y ahorradores no perder poder adquisitivo en ese ahorro logrado con mucho esfuerzo. Por otro lado, ese ahorro va a ser un colchón realmente importante para que las familias superen las “vacas flacas” a las que vamos a tener que hacer frente en el corto y medio plazo. Todo ello configura un escenario en el que la figura del asesor financiero será vital a la hora de buscar soluciones de rentabilidad y seguridad adecuadas que se ajusten a los perfiles de riesgo de cada cliente.
Por otro lado, la Seguridad Social verá aún más tensionado su modelo debido a las subidas de las pensiones a las que tendrá que hacer frente en el actual escenario de inflación. Pero, además, aludiendo nuevamente a La Dama de Hierro, ante un eventual aumento del desempleo, el número de cotizantes disminuirá a la par que aumente el número de prestaciones, añadiendo aún más tensión al sistema. En este escenario, los productos destinados a complementar las pensiones cobran una relevancia especial, siendo los PIAS el vehículo principal para canalizar estos ahorros, dados los últimos cambios regulatorios que afectan a los planes de pensiones del sistema individual.
Como ventaja adicional, estos productos de ahorro sistemático, donde el cliente invierte pequeños importes mes a mes, ayudan a evitar uno de los principales problemas de las inversiones en tiempos revueltos como los actuales: el market timing o, lo que es lo mismo, en qué momento decido invertir mi dinero. ¿Es buen momento? ¿Empezarán a subir ahora las bolsas? o, por el contrario, ¿habrá nuevas caídas?
Cuando inviertes mensualmente pensando en un objetivo a largo plazo como, por ejemplo, ahorrar para tu jubilación dentro de 30 años, realizarás 360 compras en 360 momentos distintos de mercado, dándole importancia a la capitalización compuesta (¡empieza a ahorrar cuanto antes!) y al crecimiento de los mercados en el largo plazo, y restándole relevancia al cuándo invertir.
El asesor nos podrá ayudar a definir la cantidad que debo destinar al ahorro y el producto que mejor se adapte a mi objetivo financiero.
En este sentido, aunque el mercado ofrece muchas opciones para el ahorro, me gustaría destacar el producto Forward Quant de la compañía luxemburguesa FWU, premiado por Capital Finance International a la mejor solución de ahorro a largo plazo en Europa. Este producto Unit Linked, que se puede contratar en formato PIAS, le ofrece al cliente 4 valores únicos en el mercado:
1. Adaptado al ciclo de vida de cada cliente, invirtiendo de forma más agresiva cuando somos jóvenes y más conservadora cuando nos vamos acercando a nuestro objetivo, todo ello con un control de la volatilidad, es decir, del riesgo.
2. Garantías flexibles: a pasar de ser un Unit Linked, que invierte en fondos de inversión, el cliente puede activar o desactivar cuando quiera 3 niveles de garantía de hasta el 90% de su inversión, aportándole tranquilidad a aquellos clientes más conservadores.
3. Además, estas garantías no bloquean el capital invertido. Esto significa que la inversión del cliente siempre estará expuesta a las rentabilidades de los mercados y acorde a su ciclo financiero de vida, sin destinar dinero de su inversión a activos sin riesgo, poco o nada rentables.
4. Un modelo de inversión mediante algoritmos, para que desde 50 €/mes el cliente pueda invertir en un gran universo de inversión, logrando una correcta diversificación y maximizando el binomio rentabilidad-riesgo.
Todo ello, con el modelo de seguridad luxemburgués, el más valorado en el mundo por los grandes inversores.
Por tanto, dada la situación actual de crisis y mercados, la labor de los asesores financieros a la hora de evaluar nuestras capacidades, demandas y necesidades es vital para planificar nuestros objetivos financieros. Hay grandes productos esperándonos, y tan sólo tienes que preguntarle a tu asesor financiero cuál es el que mejor se adapta a tu objetivo.

Galería de imagenes

ultimas publicaciones

Allianz Partners

Allianz Partners

Grocasa Hipotecas

Grocasa Hipotecas

Gascón Asesores

Gascón Asesores

QIAGEN

QIAGEN

Invicta Electric

Invicta Electric

Otras ediciones

Allianz Partners

Allianz Partners

Grocasa Hipotecas

Grocasa Hipotecas

Gascón Asesores

Gascón Asesores

QIAGEN

QIAGEN

Invicta Electric

Invicta Electric

{
Un asesor financiero es un profesional que se pone a nuestra disposición para evaluar nuestros ingresos, nuestros gastos y optimizar lo que podemos hacer con ello
{

Publicaciones relacionadas