De izquierda a derecha: Javier Bosch, Álvaro Sanz y Joan Bosch, los tres fundadores de Cleverea.

“Ofrecemos la transparencia, sencillez y digitalización que los consumidores merecen de sus seguros”

 

Álvaro Sanz

Cofundador de Cleverea

 

Cleverea es una empresa que ofrece una visión diferente del mundo de los seguros, tanto por su filosofía como por su enfoque y productos. Hablamos con Álvaro Sanz, uno de sus socios fundadores.

¿Cuáles son los orígenes de Cleverea?

Cleverea nace de la inquietud personal y profesional de tres compañeros de piso y amigos que vieron en los seguros un sector absolutamente enorme que se ha quedado muy atrás, y un servicio a la sociedad de inmenso valor. Cleverea, además, nace de su convicción personal de que para revolucionar una industria es necesario no tener ni idea sobre ella. No tener prejuicios. No tener miedos a hacer preguntas obvias. Y, sobre todo, no temer equivocarse.

 

¿Con qué estructura cuentan y en qué mercado geográfico actúan?

Cleverea está formado por 19 personas, una cifra que hemos alcanzado en solo dos años. Si de algo estamos orgullosos, además, es del buen ambiente y sensación de meta común que entre todos hemos conseguido instaurar. Estamos en crecimiento continuo y prevemos la incorporación de nuevos profesionales para acabar el año con una plantilla cercana a las 30 personas. Hoy operamos en todo el territorio español con seguros que dan coberturas en toda la UE y tenemos previsto un ambicioso plan de expansión internacional.

¿A qué perfil de cliente se dirigen?

Nos dirigimos a un público que se define más bien por sus expectativas, y no tanto por su edad, estado socioeconómico o datos demográficos. Hay tres factores que los caracterizan. El primero: son personas acostumbradas a hacer todo de forma online y digital. Gente que no sabe ni lo que es una sucursal bancaria, porque les es suficiente con usar una App, y que busca la misma experiencia en el sector de los seguros. El segundo: el “toque humano” porque, a pesar de que presumimos de digitales, estamos deseando hablar con nuestros clientes y ayudarles en lo que necesiten. Por último, hablaría de transparencia e innovación, elementos que nunca han caracterizado al sector de los seguros.

 

¿Cuál es la propuesta de la empresa en seguros de movilidad y viaje?

Partiendo de la base de que diseñamos, desarrollamos, distribuimos y gestionamos nuestros propios seguros, lo cierto es que siempre intentamos que tengan un toque diferente que los haga claramente nuestros. Apostamos por características que los hacen únicos, como la flexibilidad en el pago, la cancelación gratuita, la libre elección de coberturas y que todo esté digitalizado. Además, nuestro seguro de moto incorpora (para los usuarios que quieran) un dispositivo GPS con alertas antirrobo, aviso automático a emergencias en caso de accidente o localización en tiempo real entre otros.

 

¿Se han especializado en esas dos áreas?

En realidad no. Nuestra visión es convertirnos en el lugar de referencia de nuestros clientes en lo que a sus seguros personales se refiere: coche, hogar, vida, moto, viajes… Hoy contamos con seguros en tres verticales: movilidad, hogar y viajes. Decidimos empezar aquí porque los seguros concretos que hemos lanzado encajan con nuestro perfil de cliente, y porque nos han permitido diseñar ciertas innovaciones que nos diferencian de nuestra competencia.

¿Cómo definirían la filosofía de trabajo de la compañía?

Basamos nuestra filosofía de trabajo alrededor de conceptos como la orientación al cliente, el conocimiento compartido, la flexibilidad, la cultura de feedback continuo, la independencia de todo el equipo y su crecimiento profesional. En este sentido, hay algo que para nosotros es fundamental. No solo buscamos incorporar al equipo buenos profesionales, sino también buenas personas. Gente que encaje bien con nuestra cultura, equipo y visión.

 

¿Qué papel juega la tecnología en el día a día de la firma?

Un papel crucial, pero siempre enfocada a cumplir, al menos, tres objetivos: que aporte valor a la experiencia de cliente, que nos permita operar de forma muy eficiente y, finalmente, que nos ayude en los procesos de distribución de los productos. La tecnología nos permite ser más eficientes en costes, ahorros que luego reflejamos en precios más bajos.

 

¿Es posible continuar innovando en un sector como el asegurador?

¡Sin duda! Además de posible, es imprescindible. A menudo se cree que para innovar hay que hacer propuestas rompedoras con productos nuevos o grandes cambios a los actuales. Nosotros, sin embargo, creemos que se requieren pequeñas innovaciones o mejoras en todas y cada una de las etapas de la cadena de valor y del customer journey. No hay una única palanca de innovación que permita mejorar la propuesta un 20%, sino más bien 20 mejoras incrementales que cada una contribuye un 1% a mejorar la experiencia del cliente. Innovaciones tan sencillas, a priori, como el pago mensual, la cancelación gratuita, la atención omnicanal, un lenguaje claro y simple en las pólizas, precios finales, pocas preguntas para cotizar, poder contratar online y acceso a un portal de usuario desde donde poder hacer cualquier gestión… Todo ello contribuye a mejorar la vida de nuestros clientes.

¿Cuál es la última novedad de Cleverea?

Nuestra última novedad es Cleverea FianzaZero©, un servicio de reemplazo de fianzas alquiler. Cada día más gente vive de alquiler, y todos sabemos el dolor de cabeza que supone una mudanza. Los costes se acumulan: honorarios de la inmobiliaria, amueblar el piso, hacer la mudanza, el primer mes de renta… ¡y las malditas fianzas y depósitos!

En Cleverea nos preguntamos qué sentido tenía bloquear tanto dinero en fianzas durante tanto tiempo, y si había alguna alternativa que pudiéramos ofrecer que contentara a todas las partes. ¡Y la hemos encontrado! Con Cleverea FianzaZero© eliminamos la fianza al inquilino, a la vez que protegemos a los propietarios frente a impagos y daños.

 

¿En qué consiste?

En lugar de adelantar la fianza y depósitos, el inquilino paga una cuota mensual. Por ejemplo, en vez de 1.000€ de fianza, paga una cuota mensual de 7€. De esta manera, el inquilino se evita bloquear su dinero al mudarse y, además, el propietario queda protegido frente a las mismas eventualidades que con una fianza / depósito (impagos y destrozos). Además, el propietario puede estar tranquilo con respecto a la solvencia de su inquilino, ya que Cleverea realiza un proceso de validación crediticia y de solvencia de todos sus clientes. Si el inquilino no es solvente, no puede hacer uso del servicio.

Compartir