El Corán Europeo

6 May, 2019 | I+D+i, I+D+i Mayo 2019 ABC, Traducciones

“Queremos conocer el papel del Corán en la formación de la cultura de Europa occidental”

 

Mercedes García-Arenal

coordinadora del proyecto “El Corán Europeo”

 

 

 

Mercedes García-Arenal es una historiadora del Centro de Ciencias Humanas y Sociales (CCHS) del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) que coordina y dirige el proyecto Synergy “El Corán Europeo”. Hemos hablado con ella sobre su trabajo y sobre los retos que afronta la investigación en el ámbito de las humanidades.

¿Qué es el Centro de Ciencias Humanas y Sociales?

El CCHS nació en 2006 como resultado de la unión de varios institutos de investigación del CSIC, que aunaron esfuerzos para realizar trabajos con una visión multidisciplinaria y transversal. Hablamos de centros como el Instituto de Historia, el de Lenguas y Culturas del Mediterráneo y Oriente Próximo, el de Lengua, Literatura y Antropología, el de Economía, Geografía y Demografía, el de Políticas y Bienes Públicos y el Instituto de Filosofía. En conjunto, el CCHS cuenta con un equipo formado por más de mil profesionales que trabajan en la investigación y, una buena parte de ellos, también en la docencia de cursos de posgrado y máster.

 

¿Qué ventajas aporta la unión de disciplinas diferentes?

Para empezar, permite unir las diferentes líneas de investigación que los diferentes grupos de cada uno de los institutos llevaba a cabo. Pero, por encima de eso, lo que facilita es la interacción entre ellos, de manera que el enfoque de cada proyecto se realiza desde un prisma global y transversal donde participan investigadores de las distintas disciplinas. Por otro lado, la creación del CCHS permitió crear la mayor biblioteca especializada en el área de Humanidades y Ciencias Sociales del país, la biblioteca Tomás Navarro Tomás.

 

¿Quién es el destinatario de la investigación que realizan?

Fundamentalmente, la comunidad científica, que recibe los frutos de nuestro trabajo a través de la publicación de artículos en revistas especializadas. Desde hace algún tiempo estamos incidiendo también en otros foros para hacer visible nuestro trabajo. Hablo de revistas cultas, de la edición de libros y artículos de opinión o, a otro nivel, de la organización de actividades como la semana de la ciencia, la realización de charlas a alumnos de instituto o la formación del profesorado de secundaria. Todas estas acciones son importantes porque la sociedad acostumbra a no tener consciencia del trabajo de los investigadores de ciencias sociales y humanidades. Suele asociarse la investigación a las ciencias puras y es preciso divulgar nuestro trabajo para despertar el interés de los estudiantes.

 

¿Por qué ocurre eso?

Porque tradicionalmente hemos tenido dificultades a la hora de formular ideas que la gente interprete que pueden aplicarse de forma fácil e inmediata. Además, hemos pecado de conservadores y de creer que no hacía falta acceder al público, algo que es un error. La investigación en ciencias sociales y humanidades necesita financiación y esta debe llegar a través de la visibilidad que da la internacionalización de nuestro trabajo.

 

¿Con proyectos como “El Corán Europeo”?

Así es.

¿En qué consiste?

Es un proyecto que ha recibido una beca Synergy del Consejo Europeo de Investigación (ERC), un tipo de financiación que requiere equipos multidisciplinares e internacionales y que pocas veces de otorga en el ámbito de humanidades y ciencias sociales. En este caso, “El Corán Europeo” está coordinado por nosotros y cuenta con la participación de investigadores de Italia, el Reino Unido y Francia.

 

¿Cuál es el objeto del proyecto?

A lo largo de los seis años de duración del proyecto, lo que buscamos es analizar el papel que tuvo el Corán en Europa desde la Edad Media hasta la Ilustración. Lo que haremos será estudiar cómo utilizaron ese libro sagrado los europeos de distintas épocas y lugares y también analizar el uso y la interpretación que del texto coránico hicieron otras religiones en Europa, como el judaismo, así como diversas corrientes religiosas tales como antitrinitarios, deistas o unitarios.

 

Y la relación del Corán con Europa…

Lo que proponemos es un proyecto que permita conocer mejor el papel que jugó el Corán en la formación de la cultura, la religión, los estudios y la política de Europa occidental. Hablamos de Corán Europeo porque es la forma de subrayar que el libro no es ajeno a la historia intelectual europea, sino todo lo contrario: es preciso desvelar toda esa historia común y colaborar así a romper la imagen que se tiene del Corán como algo extraño y amenazador para la sociedad occidental. Creemos que con este trabajo podremos estudiar aspectos como la historia compartida del cristianismo, el islam y el judaísmo, el papel del Corán en la construcción y deconstrucción de los límites entre estas religiones, el rol del libro sagrado del islam en el nacimiento de la Ilustración en Europa o las transformaciones que experimentan los libros sagrados a lo largo del tiempo con las traducciones, copias o interpretaciones.

 

¿Cómo se transmitirá el resultado del proyecto al público?

La intención es llega más allá del mundo académico, para lo que proponemos varias acciones. Una de ellas es organizar escuelas de verano que permitan a los futuros investigadores –europeos y no europeos– explorar distintos aspectos del Corán europeo. También desarrollaremos material pedagógico en colaboración con asociaciones de docentes y tenemos pensado comunicar nuestros hallazgos de la forma más potente posible. En este sentido, durante el último año de “El Corán Europeo” organizaremos exposiciones que se llevarán a cabo en los principales museos y bibliotecas de Nantes, Londres, Budapest y Madrid.

Compartir