Bienvenidos a la energía solar ultra-eficiente

 

Jaime Caselles

CEO de SOLARAYS

 

Solarays, referente en tecnología de seguimiento solar pasivo, ha desarrollado un nuevo concepto para el seguimiento ultrapreciso de la posición solar sin el uso de motores ni dispositivos electrónicos ni consumo de energía. Lo consigue únicamente mediante el uso de leyes físicas, utilizando la expansión termodinámica. El avance abre la posibilidad de llevar la alta concentración solar a cualquier techo, haciendo posible el uso de células multiunión que doblan la eficiencia de las tradicionales células de silicio, permitiendo una generación simultánea de energía térmica para usos domésticos e incluso la posible generación de energía térmica de media temperatura (250-300ºC) para usos industriales. Nos lo explica el responsable de la compañía.

¿Qué innovación ha dado lugar a la patente sobre la que hoy Solarays fundamenta su actividad?

La alta concentración conlleva el uso de caros y precisos seguidores solares que, por su elevado peso, se instalan sobre el suelo. Nuestra invención, basada en un sistema de seguimiento pasivo muy preciso, muy liviano, sin motores ni electrónica, permite llevar la alta concentración sobre cualquier tipo de techo, cosa que hasta la fecha ninguna otra tecnología existente ha podido conseguir a costes tan reducidos y competitivos como Solarays.

 

¿Por qué es novedosa?

Es la primera vez en el mundo que se consigue un seguimiento solar pasivo de tanta precisión.

 

¿Qué es el seguimiento solar pasivo?

El seguimiento solar pasivo es aquel en el que no es necesario el uso de medios activos, tales como motores, dispositivos electrónicos, etc., para conseguir el seguimiento.

 

Sobre esa base, ¿qué características definen su panel solar?

La característica principal es que este seguimiento pasivo hace posible llevar todas las ventajas de la concentración solar sobre cualquier techo, de una forma económica y fiable. Permite el uso de células multiunión usadas en los satélites que doblan la eficiencia de las células convencionales de silicio. Además, permite el uso de la energía térmica con muy bajas pérdidas, ya que la radiación se convierte en calor en un área muy pequeña y mucho más fácil de aislar térmicamente del entorno.

Se trata de un sistema muy liviano (50% menor que los actuales sistemas de generación eléctrica y térmica, que requieren realizar instalaciones diferenciadas), que ocupa mucha menor superficie para generar los mismos kwh y con degradación nula durante toda su vida útil (25 años).

 

Solarays hace posible la alta concentración solar en cualquier tipo de techo, generando energía eléctrica y térmica ultra-eficiente en un mismo módulo

 

¿Qué eficiencia permite alcanzar?

Se alcanzan eficiencias eléctricas superiores al 33%, el doble de eficiencia en relación a la de los paneles de silicio convencionales, que en su versión de mayor calidad y coste alcanzan como máximo el 21%; y eficiencias combinadas (eléctrica y térmica) del 72%.

En la Comunidad Europea el consumo de energía final se distribuye en 47% calor, 32% transporte y 21% electricidad. Si queremos combatir el cambio climático es imprescindible generar calor con energías renovables, y la tecnología Solarays lo hace posible a precios muy competitivos.

 

¿Proporciona energía limpia y económica para todo tipo de aplicaciones?

Sí, por supuesto. Supone una generación de energía mucho más barata que cualquier forma de generación de energía mediante la quema de combustibles fósiles. Al generar energía eléctrica y térmica en un mismo panel se logra captar el 72% de la energía del sol.

 

¿El seguimiento del sol permite captar más radiación al respecto del panel plano?

Como todos sabemos, el sol hace un recorrido diario de este a oeste y un recorrido estacional de solsticio de invierno a solsticio de verano. Estos recorridos hacen que el panel plano fijo orientado al sur, con una elevación igual a la latitud, solo esté un momento al año perfectamente orientado a 90º respecto al sol. La cantidad de energía que impacta en el panel y la generación eléctrica y térmica consiguiente es proporcional al ángulo que forma la superficie del panel respecto la posición solar.

¿Qué otras ventajas tiene el panel solar de Solarays?

La generación de energía estable y continua a la máxima potencia durante todo el día hace posible un mejor acople a las curvas de consumo y no genera picos de potencia al mediodía. El hecho de aprovechar la energía térmica supone un aprovechamiento máximo de toda la energía solar y que, con menos área y peso, se genere mucha más energía. Además, los costes de generación son inferiores a cualquier tecnología existente, ya sea renovable o convencional.

 

¿Dónde puede instalarse?

Se puede instalar en cualquier techo o superficie. Incluso se puede elevar el módulo para poder seguir usando las azoteas de los edificios o instalarlo tipo porche para coches etc…

 

 “Nuestra tecnología de seguimiento solar pasivo supone una reducción del 30% de los costes de generación de energía en comparación con los paneles solares convencionales de inclinación fija”

 

¿Eso acerca esta solución al particular?

Por supuesto. En las próximas décadas vamos a asistir a cambios radicales en la forma en que generamos y consumimos energía. Una de las características de la energía solar es que es muy distribuida y democrática. Indiscutiblemente, la generación de energía distribuida se está convirtiendo en la mejor opción y está previsto que será el gran cambio en el sector de la energía a nivel mundial en las próximas décadas. Para nosotros, esta generación distribuida es fundamental y nuestra solución esta especialmente enfocada a este fin. Por ello, nuestra tecnología se ha desarrollado para ser instalada de un modo sencillo y rápido sobre cualquier tipo de superficie y para cualquier usuario: en viviendas unifamiliares, residenciales, hoteles, naves industriales, centros deportivos, piscinas, centros educativos, centros comerciales, suelos con regadío-agricultura y generación masiva entre otros. Solarays apuesta por un cambio radical en la generación y distribución de energía eléctrica y térmica.

 

¿Qué sucede con la energía térmica que se disipa? ¿Se puede aprovechar con un circuito de térmica?

Existe dos modelos de módulo Solarays: uno para la generación solo de energía eléctrica, en el que el calor producido se disipa al aire; y, otro para la generación combinada de eléctrica y térmica, en el que el calor se disipa a un fluido para el aprovechamiento en agua caliente sanitaria y/o calefacción etc.

 

 “La generación de energía distribuida será el gran cambio en el sector de la energía a nivel mundial en las próximas décadas. Nuestra solución esta especialmente enfocada a este fin”

 

¿Qué posicionamiento tiene Solarays en España con su panel de seguimiento solar pasivo?

En unos meses tendremos los módulos certificados según normas de calidad nacionales e internacionales. En 2020 empezará la comercialización del producto, teniendo ya en este momento una muy buena aceptación e interés por posibles usuarios.

Las grandes ventajas técnicas y la competitividad económica que ofrecemos nos hace estar convencidos de que nuestra tecnología será un gran éxito en el mercado de autoconsumo, no solo a nivel nacional sino también internacionalmente.

¿Solarays trabaja en el desarrollo de alguna otra patente?

La empresa cree firmemente en la investigación y desarrollo. Por ello vamos a destinar una parte muy importante de los recursos disponibles en perseguir soluciones basadas en la energía solar. En una primera etapa, está la generación de calor a temperaturas medias para la industria.

 

¿En qué consiste?

Consiste en que esta alta concentración permite alcanzar temperaturas de trabajo medias/altas. En este momento, estas medias temperaturas solo son alcanzables con tecnologías cilindro parabólicas, lineales fresnel, discos parabólicos, que  no son instalables sobre cualquier techo y además son caras. Nosotros apostaremos por hacerlo posible analizando muy bien estas temperaturas y que las eficiencias se mantengan altas.

 

 “Queremos ser parte de un futuro donde las energías renovables hayan sustituido las actuales energías contaminantes”

 

¿Cómo van a seguir trabajando a futuro?

También está pendiente el uso del frío por absorción, es decir, generar frío con calor. Habrá que relacionarse con los centros científicos más punteros del mundo y analizar exactamente dónde está el estado del arte y, a partir de ahí, ver qué tecnología es la más adecuada y si podemos aportar mejoras.

 

¿Sobre la base de qué compromisos con la sociedad y el medio ambiente?

Solarays está plenamente comprometida con la sociedad y el medio ambiente. En Solarays ofrecemos soluciones para hacer frente al cambio climático y, para ello, proporcionamos energía solar de alta tecnología de forma más económica para el usuario final. Hacemos lo que hacemos porque creemos firmemente en que nuestras generaciones son las últimas que tendrán la oportunidad de mitigar el cambio climático, así que es nuestra responsabilidad hacer todo lo que esté en nuestra mano. En Solarays luchamos por dejar un mundo mejor a las futuras generaciones… ¿Qué le vamos a decir a nuestros nietos? Queremos ser parte de un futuro donde las energías renovables hayan sustituido las actuales energías contaminantes. Queremos un futuro verde y limpio. Reducir los gases de efecto invernadero precisa de generación eléctrica y térmica renovable. Nos enfocamos en llevar la mejor investigación y desarrollo a la producción industrial en masa, ofreciendo a los usuarios finales la forma más económica y limpia de satisfacer sus necesidades de consumo de energía. Así luchamos contra el cambio climático y brindamos a las siguientes generaciones un mundo en el que será posible vivir.

 

¿Qué filosofía diferencia a Solarays?

Todo lo que no es imposible, en principio, es posible. Lo que vale la pena suele ser difícil, pero no imposible. Hasta que no se han investigado todos los caminos con mucha tenacidad no se puede afirmar que algo es imposible.

Compartir