“Queremos que el cliente nos reconozca como un lugar de confianza al que regresar”

 

Ricardo Hernández

Gerente

 

Galería 58 es el proyecto comercial que Ricardo Hernández ideó para acercar al público las marcas Pitillos y Gaimo, dos relevantes firmas de calzado ‘made in Spain’ de gran calidad y diseño, en un magnífico showroom de 500 m2 donde los clientes pueden encontrar a su disposición mucho más que zapatos. En 2015, Ricardo decidió adaptar y reinventar el concepto de tienda física, para ofrecer al cliente una experiencia de compra diferente y satisfactoria.

Galería 58 está situada en la ciudad riojana de Arnedo, pero no es solo una tienda al uso, es mucho más… ¿Cuál fue la idea con la que Ricardo Hernández abrió este espacio?

Desde el comienzo, nuestra idea siempre ha sido que nuestros clientes obtengan una experiencia diferente y totalmente positiva, pudiendo comprobar las virtudes de los artículos que ofrecemos, en un espacio agradable con una atención personalizada.

 

¿Qué actividades llevan a cabo en este espacio para dar un valor añadido a sus clientes?

Me gusta dar cabida a toda expresión artística que resulte interesante. Por ejemplo, no concibo nuestro escaparate como un lugar donde colocar nuestros productos sin más, me gusta contar con creadores que ofrecen su visión personal sobre la cultura del calzado. De igual forma, la decoración y distribución va actualizándose constantemente. También somos muy activos en las redes sociales, ya que hoy en día es el mayor escaparate y periódicamente organizamos eventos como la reciente Fiesta de la Primavera, que fue todo un éxito.

¿Qué encontramos en este amplio showroom de 500 m2?

Galería 58 se construye sobre los cimientos de dos marcas de calzado consolidadas y relevantes, como son Pitillos y Gaimo. De ellas ofrecemos su catálogo de temporada, así como un espacio outlet y una zona de muestras, que son ediciones muy limitadas de modelos que no se comercializan a mayor escala. También se pueden encontrar complementos y prendas innovadoras.

 

Pitillos y Gaimo son dos marcas reconocidas de calzado, ¿qué características reúnen para haber confiado en ellas?

Como bien dices, son dos marcas que poseen un gran prestigio. Hace muchos años que Pitillos es sinónimo de confort y elegancia, un calzado para todos los días que te asegura el bienestar, y Gaimo es una marca en constante efervescencia creativa, una apuesta segura con unos seguidores muy fieles que esperan cada nueva colección con gran expectación. En mi caso, compruebo de primera mano cómo ambas marcas se complementan y conviven de maravilla. Ambas ofrecen un producto de incuestionable calidad, con carácter artesanal y un estilo único.

 

¿Este concepto de tienda ha sido bien recibido por parte de los consumidores?

Mi filosofía de negocio no está orientada a realizar el mayor número de ventas posible, sino a conseguir que el cliente siempre quede plenamente satisfecho, porque entiendo que ese es el mayor valor que puede tener un negocio o marca. Mi trabajo va orientado a que ese cliente repita y nos reconozca como un lugar de confianza al que regresar y poder recomendar a su entorno. Esa filosofía se la transmito a todo mi equipo y la hacen suya.

Compartir