Piscinas Igui

27 Mar, 2019 | Calidad Empresarial marzo 2019 El Mundo, Piscinas

Calidad y personalización en piscinas

 

José Manuel Arroyo

Gerente de Piscinas Igui

 

Filial española del grupo brasileño Igui Piscinas, con trayectoria en su sector desde 1995 y presente en más de 50 países de cuatro continentes, Piscinas Igui lleva más de una década instalando piscinas principalmente en el ámbito residencial, evolucionando hacia una cada vez mayor personalización de cada proyecto.

Sitúenos en torno a Piscinas Igui y su Grupo…

Igui Piscinas es líder absoluto en Sudamérica en piscinas prefabricadas de poliéster y de fibra de vidrio. Como su filial, iniciamos esa actividad en España hace una década, pero poco a poco fuimos evolucionando para ofrecer también al cliente piscinas de obra, que es nuestra línea de negocio más fuerte en la actualidad.

 

Desde su especialización y conocimiento ¿Qué elementos son imprescindibles para que una piscina sea duradera y segura?

Para nosotros lo más importante es el binomio formado por unos buenos materiales y una correcta ejecución, esto es, calidad y personal cualificado. Esto es fundamental porque una piscina mal construida puede generar un cúmulo de problemas, que pueden manifestarse desde en la impermeabilización a la desinfección del agua por la depuradora.

 

¿En Piscinas Igui Madrid la calidad es la prioridad?

Sí, utilizando materiales de primera calidad. Por eso estamos presentes en las principales ferias nacionales e internacionales del sector, no solo como expositores para impulsar el desarrollo de nuestro negocio, sino también como visitantes, interesándonos por nuevos materiales y tecnologías que van surgiendo en el mundo de la piscina para poder incorporarlos en los proyectos de nuestros clientes. Procuramos estar a la última en acabados, diseños y equipos de depuración.

 

¿Ofrecen opciones al cliente tanto en piscinas prefabricadas como de obra?

Sí, aunque nuestra inquietud por ofrecer cada día una mayor personalización nos ha llevado a construir muchas más piscinas de obra. La ventaja de la prefabricada es, obviamente, la rapidez de la instalación. Sin embargo, los diseños son estandarizados y por ello hay menos capacidad de adaptación a los gustos personales y preferencias de cada cliente. Con la piscina de obra la personalización puede ser total, llevada al límite que se quiera en formas, revestimientos, acabados… Por contra, la de obra tiene un tiempo de ejecución más alto.

¿Sus clientes son particulares?

Principalmente sí. Trabajamos para el ámbito residencial, tanto para particulares como comunidades de propietarios (piscinas comunitarias), pudiendo instalar piscinas prefabricadas de 3 a 10m y piscinas de obra hasta 50 o 100m.  Desde una piscina en un modesto chalet a una gran piscina en una villa de La Moraleja.

 

¿Qué otros servicios de valor añadido ofrecen a sus clientes?

Nuestra capacidad de concebir y plantear la piscina dentro de un proyecto global de paisajismo, colaborando con arquitectos y paisajistas para conseguir el mejor resultado posible. También, en nuestra apuesta por las nuevas tecnologías, ofrecemos opciones para poder controlar la depuradora desde el smartphone o desde la instalación domótica que ya tenga la vivienda. 

 

 ¿Con qué infraestructura cuentan para dar un servicio tan cercano al cliente?

Nuestro equipo humano es una pieza clave. Contar con los mejores materiales no serviría de nada sin ellos. En Piscinas Igui contamos con un buen equipo de operarios de obra y personal comercial y técnico que trabaja para ofrecer el mejor servicio al cliente.

Videos

Compartir